miércoles, 21 de abril de 2021

Cíclope 3. 0 - 20-04-21


Pollination - Robert and Shana Parkeharrison


Cíclope 3.0 del martes 20 de abril de este año 2021.  Polinizando los oídos con música con ciertos sesgos de tranquilidad, al menos al comienzo.  Después habrá ciertos síncopes de ritmo aunque, en líneas generales, va a ser una edición tranquila esta de Cíclope 3.0

Iniciamos el recorrido con un hombre al que un día de estos le dedicaremos el Especial Discografía de los primeros martes de cada mes, David Sylvian.


A Sylvian le dedicó el Cíclope dos programas Especiales, dos martes seguidos en el mes de septiembre del año 2014.  En abril del año pasado, con motivo del confinamiento impuesto por las circunstancias de la pandemia de la COVID-19, se repitieron esos dos especiales.  Pero, como digo, merece la pena que le dediquemos más tiempo y peinemos su discografía.  Eso será más adelante, por ahora rescatamos uno de sus álbumes, el octavo entre EPs y largas duraciones, un trabajo aparecido en 1999 titulado Dead Bees on a Cake.


Lo primero que suena en el programa de hoy, el tema I Surrender, es una composición de Steve Jansen, hermano de David Sylvian y colaborador habitual en los discos de su hermano mayor.  Jansen, multiinstrumentista, se encarga fundamentalmente de la percusión y de la batería aunque también maneja los sintetizadores y los teclados en general.  Los créditos de este Abejas Muertas en un Pastel recogen nombres usuales entre los colaboradores de Sylvian: Ryuichi Sakamoto en el piano y teclados además de encargarse de hacer los arreglos de cuerda precisamente en el tema con el que empezamos, Marc Ribot en las guitarras eléctricas y acústicas, Kenny Wheeler en el fliscornio; otros nombres menos habituales pero importantes por lo que significan en el devenir de la música son el guitarrista Bill Frisell y el también guitarra Steve Tibbetts, aunque en esta ocasión el instrumento que maneja es un gong.  

Este álbum de Sylvian reúne esas típicas escenas melancólicas, otoñales a las que nos tiene acostumbrados, canciones repletas de arreglos embriagadores de cuerda.  Es uno de los discos del antiguo vocalista de Japan donde se encuentran algunas de las composiciones más bellas y desgarradoras jamás compuestas por él o por alguno de sus colaboradores.  En el tema Thalhiem el mismo Sylvian se encarga de las guitarras eléctricas mostrando una habilidad creativa extraordinaria tanto que la primera vez que lo escuché pensé que las guitarras que suenan las tocaba Robert Fripp, pero no, es Sylvian


Que Steve Jansen está en un montón de proyectos relacionados con la música es un hecho: formando pareja con antiguos compañeros de Japan como fue el caso del grupo The Dolphin Brothers, montado a medias con el teclista Richard Barbieri, JBK, iniciales de los apellidos de sus integrantes (Steve Jansen, Richard Barbieri, Mick Karn), Nine Horses, N.M.L. (No More Landmine)...y más.  Uno de sus últimos inventos es el cuarteto Exit North que llevan grabados hasta el momento un álbum y un MaxiSingle, este último actualmente agotado.

 

El álbum Book Of Romance And Dust de Exit North, del que recuperamos un tema, se publicó en 2018.  El contenido es un reflejo de lo que inspira la portada del disco: una instrumentación etérea para envolver la voz de un cantante admirador de David Sylvian, el compositor, arreglista e intérprete sueco Thomas Feiner.  Al escucharlo por primera vez tienes la sensación inequívoca que quien canta es Sylvian, pero no, es un alumno aventajado, profundo admirador de las atmósferas sylvianianas que canta en un tono que se acerca a Sylvian por un lado y por otro a Scott Walker, sobre todo el Walker de los últimos discos que grabó antes de morir.


Feiner formó parte del cuarteto de origen sueco Anywhen entre 1993 y 2001, año en el que independiza su nombre de la banda para firmar sus trabajos como Thomas Feiner and AnywhenEn 2001, aún como banda, publican el trabajo The Opiates que siete años después, en 2008, vería de nuevo la luz como The Opiates-Revised y firmado con su nombre y apellido más el nombre del grupo. 


Este álbum se encuentra entre los discos y libros más caros que se pueden encontrar en el mercado.  En el área de los libros de segunda mano hay ejemplares que alcanzan sumas astronómicas, en el caso de este álbum, de primera mano y dada su rareza, no se encuentra ya disponible, está agotado, pero antes, sobre el año 2010, lo podías comprar por 200 y pico de euros el CD físico.  Ahora, ni el vinilo, ni el CD, ni siquiera en la sección de Música Digital.  En verdad, el disco merece la pena con creces.  Hace tiempo, cuando se editó el álbum de Exit North y lo escuchamos aquí en Cíclope 3.0, también repasamos el ínclito trabajo en solitario de Feiner.  Hoy recuperamos un tema particularmente hermoso, Dinah and The Beautiful Blue, con la intervención de la Orquesta Sinfónica de la Radio de Varsovia.

De la grandeza del sonido de Dinah and The Beautiful Blue de Feiner al sonido de una banda interesante: Blueneck.



   

Oscilando en su formación entre cuatro o cinco miembros, quedándose a veces en trío, Blueneck, originales de Inglaterra, en concreto de North Somerset, se reunieron inicialmente como cuarteto en el año 2000, al inicio del siglo XXI.  Duncan Attwood (en el centro de la foto), Ben Paget, Johnny Horswell y Ben Green comenzaron a curtirse en actuaciones en vivo en el circuito de West Country.  Ahí fue donde consideraron la posibilidad de agrega un quinto elemento al grupo que les permitiera desarrollar un sonido más amplio, más completo, y así entró Michael Maidment.  Llevan grabando discos desde el año 2005, 9 en total hasta 2017, por el momento.  El Cíclope extrae un par de temas de su octavo trabajo, The Outpost, de 2016.



The Outpost
 - 2016



Estamos ya en la recta final del espacio de hoy y aún nos queda tiempo para escuchar a bandas como la que viene a continuación: Snow Ghosts.




 

Originales de Londres, Snow Ghosts combinan la voz y la sensibilidad de perfil folk con la electrónica, logrando un efecto dramático y a veces inquietante.


El proyecto se formó en el año 2008 por el productor Ross Tones y la cantante Hanna Cartwright (ambos en la foto de la izquierda).  Utilizan seudónimos para el mundo artístico: Ross es Throwing Snow, Hanna está detrás de Augustus Ghost.  Tomando el apellido del alias de cada uno bautizan al grupo con el nombre de Snow Ghosts.  Para cerrar la asociación buscan y encuentran a un tercer miembro, Oli Knowles, un multiinstrumentista conocido por el alias The Keep,  y para mostrar qué música hacen graban un EP de presentación en el año 2011.  Desde entonces el trío ha publicado tres álbumes y un montón de EPs.  Han formado parte de la banda sonora de la serie de TV Cómo defender a un asesino con temas como el que traemos al programa, Vetiver, incluido en el EP de 2016 titulado Husk.




De las últimas grabaciones que han realizado se encuentra el larga duración A Quiet Ritual, publicado en el mes de mayo del año 2019, donde siguen fusionando la electrónica oscura y a veces melancólica con la voz de estilo folk inglés de 
Hanna Cartwright.  Incluyen el sonido de un instrumento atípico, el carnyx, un instrumento de viento de la Edad del Hierro celta, una especie de trompeta de bronce, suspendida verticalmente y con la campana en forma de cabeza de animal.  Al parecer se utilizó en las guerras de esa época lejana probablemente para incitar a las tropas a la batalla e intimidar a los enemigos.  Como tiene un porte vertical eso permitía que sus notas se elevaran por encima de las cabezas de los participantes en las contiendas y ceremonias.





 
     











Haciendo sonar el Carnyx


Los últimos minutos de esta edición de Cíclope 3.0 los van a ocupar un grupo que llega desde el sur de Londres y que responden al nombre de Dry Cleaning.




La banda se formó en el año 2017 inicialmente como trío: Thomas Paul Dowse guitarra eléctrica, Lewis Maynard guitarra bajo y Nicholas Hugh Andrew Buxton en la batería.  Tocaban rock instrumental, encasillado dentro de lo que se ha dado en llamar Post-Punk.  Al poco se les unió una artista visual y profesora universitaria, Florence Cleopatra Shaw, que se encargaría de la parte vocal.  Dry Cleaning no hacen canciones con letras cantadas, Cleopatra recita los textos, no los interpreta cantándolos.  El resultado es extraordinariamente interesante.  Entre los años 2018 y 2020 publican tres EPs con sellos independientes o autoeditados como es el caso del EP que trae el Cíclope, Boundary Road Snacks and Driks EP, de 2019.  Sería en 2021 cuando la 4AD, el sello escocés, se fijara en ellos y les publicase su primer larga duración, New Long Leg, con producción de John Parish, responsable del sonido grabado de nombres como P.J. Harvey o Eels, entre otros.



 















Espero que te guste el programa.


Enlace:

https://www.radio.tomares.es/blog/ciclope-30-20-04-21




miércoles, 14 de abril de 2021

Cíclope 3.0 - 13-04-21




Cíclope 3.0 del martes 13 de abril hoy con una metáfora y un músico como protagonistas.  La metáfora, un caballo, el músico, un compositor, director de orquesta y percusionista norteamericano, Anton Fier.

La voz Palomino tiene varios significados: cría de la paloma silvestre, variedad de la uva blanca y, en lenguaje popular y prosaico, el significante palomino hace referencia a esas manchas de excremento que aparecen a veces en la ropa interior.  Pero el sentido que nos interesa no es ninguno de estos citados sino el que hace referencia a los caballos conocidos como Palominos.  No es una raza sino una característica equina, un gen que determina ese color marrón dorado en la piel como muestra la foto de cabecera.  Fue el nombre que escogió el músico Anton Fier a principios de los años de la década de los 80 para bautizar el proyecto musical The Golden Palominos.


El primer álbum que graban fue en 1983, bautizándolo de forma homónima.  No es un grupo en sí, con miembros estables encargados cada uno de un instrumento y una función.  Los créditos de cada uno de los discos serán elásticos, variando de uno a otro, y manteniéndose sólo la presencia de algunos de los colaboradores, contando por supuesto con Fier como faro en la guía y dirección del trabajo.


Anton Fier, nacido el 20 de junio de 1956 en Cleveland, Ohio, empezó a trazar el camino de sus huellas tocando la batería con el grupo de New Jersey The Feelies, en el álbum debut de la banda, Crazy Rhythms, de 1980.

Tras su paso por las filas de The Feelies estuvo un tiempo en The Voidoids, el combo de músicos que tocaba alrededor de la figura de Richard Hell.  Tras estas turbulencias rockeras Fier se une a la banda de Funk-Jazz The Lounge Lizards, capitaneados por John Lurie.  Vuelve a su ciudad natal y contacta con David Thomas, motor de los míticos Pere Ubu, que lo recluta para participar en la gira que realizarían en 1978 con Fier en la batería, sustituyendo temporalmente al percusionista Scott Krauss, que abandonó al grupo durante un tiempo.  La admiración que sentían los miembros de Pere Ubu por Fier la pusieron de manifiesto en la dedicatoria del EP Datapanik In The Year Zero, de 1978, una recopilación de algunos temas de la banda.  Más tarde, en 1981, Fier volvería a participar en los créditos de Pere Ubu en el álbum Song of The Bailing Man

Con una mente y una creatividad acrisolada Fier se asienta en New York y comienza a gestar la idea del proyecto The Golden Palominos.  En su primera encarnación, el grupo reunía a una serie de músicos con una misma meta, siguiendo el vector trazado por Fier: ritmos funk con un perfil vanguardista.  En la batería estaban David Moss y el mismo Anton Fier, John Zorn al saxo, dos guitarras bajo, Bill Laswell y Jamaaladeen Tacuma, y un guitarrista perteneciente al movimiento neoyorkino conocido como No Wave, Arto Lindsay.  Esos músicos colaboradores formaban la base, pero había más para la ocasión: dos multiinstrumentistas veteranos en sonidos cacofónicos, Fred Frith y Mark Miller; el guitarrista de origen griego Nicky Skopelitis.

Tras ese álbum de presentación bautizado con el nombre de la banda Fier cambia la dirección de los esquemas de composición y se acerca a un territorio florido de canciones de corte Pop y de Rock.  Volvería al terreno de la música más experimental pero lo haría en solitario, o firmando discos a medias con otros músicos de perfil ruidoso.  Ahora nos quedamos con el disco que nos ocupa el espacio de hoy de Cíclope 3.0, el segundo álbum de The Golden Palominos que veía la luz en 1985 bajo el título Visions of Excess.




La textura de la carpeta es rasposa al tacto.  El contenido, un crisol de voces, instrumentos y composiciones.  Como sucede en otras ocasiones cuando un disco ocupa el programa, el Cíclope somete a una especie de vivisección el contenido de la obra y así nos encontramos con que los créditos del disco se amplían notablemente con respecto al primer trabajo, manteniendo la presencia de Bill Laswell en la guitarra bajo y Arto Lindsay en la guitarra eléctrica y voz (en un tema).  La ampliación radica en la presencia, entre otros, del guitarrista británico Richard Thompson, y sobre todo en el plantel de vocalistas.  Empezamos con el tema que abre el LP, Boy (Go), una composición realizada a medias por Fier, el guitarrista Jody Harris y Michael Stipe, que se encarga, cómo no, de cantar.


R.E.M. fueron una puerta hacia la renovación del rock alternativo que llegó en los años 80 desde Norteamérica.  Se dieron a conocer con un single, Radio Free Europe, en 1981, tema que se incluiría en su primer LP, Murmur, de 1983.  Entre el sencillo y el larga duración vería la luz un EP, Chronic Town, cinco temas que no se incluirían en ninguno de los álbumes de su discografía.  Para recuperar la voz de Stipe con Rapid Eye Movement vamos a extraer uno de los temas de aquel EP, Gardening at Night.





Volvemos a Visions of Excess y lo hacemos con el tema The Animal Speaks  En este caso la colaboración vocal recae sobre John Lydon, que comienza el tema eructando gases cerveceros.


Lydon, crítico vitriólico con todo y todos los que han tenido que ver con el Rock, capitaneó una de las bandas más influyentes de finales de los 70 principios de los 80, Public Image Limited, más conocidos por el acrónimo PIL.

El grupo llegó a albergar en su seno a músicos de la talla de Jah Wobble o el ex-miembro de Magazine John McGeoch.  En el año 1979 publicaban Metal Box, un disco triple que se reproducía a 45 r.p.m.  El diseño de la carpeta del álbum era una caja metálica, circular, como las usadas en las salas de cine para guardar y transportar las bobinas de celuloide de las películas.






   










Frontal de la Caja Metálica y contenido


Ese diseño, francamente original, se vería reducido a nada con la edición norteamericana en CD, renombrado como Second Edition.




En formato vinilo o formato digital, Metal Box de PIL incluye una curiosa adaptación de la obra El Lago de los Cisnes, de Tchaikovsky, en concreto el pasaje más conocido del ballet que les sirvió a Lydon y compañía para realizar la composición Swanlake.

Y de nuevo el álbum Visions of Excess de The Golden Palominos.

La vivisección la hace el Cíclope partiendo de las intervenciones de vocalistas.  El único proyectil que acaba con la atormentada vida de un hombre lobo es una bala de plata.  Ese es el título, Silver Bullet, del tema en el que canta Jack Bruceel que fue guitarra bajo y vocalista de aquel mítico trío que se conoció con el nombre de Cream.




Peter Edward Baker, conocido como Ginger Baker, batería inglés nacido el 19 de agosto de 1939 y fallecido el 6 de octubre de 2019 (primero por la izquierda); John Symon Asher Bruce, de origen escocés, conocido como Jack Bruce, nacido el 14 de mayo de 1943 y fallecido el 25 de octubre de 2014 (en el centro), junto a Eric Clapton, formaron, a mediados de la década de los años 60, el trío de Rock por antonomasia: Cream.  De ellos queda vivo únicamente Clapton.  Ya fuese como banda o en los diferentes proyectos que participaron, el trío es uno de los casos más prolíficos en seminalidad musical se refiere.

Bruce ha estado presente y activo hasta poco antes de fallecer y una de sus participaciones fue la que realizó en el segundo álbum del proyecto de Fier.  Para recuperar algo de Cream se pueden escoger muchísimos temas, grabaciones de estudio o en vivo.  Si me dejas elegir uno me inclino por sus comienzos, por aquella Habitación Blanca que me tuvo obsesionado cuando contaba unos 12 ó 13 años de edad y de la que me colgué desde la primera vez que la escuché, por eso la entresaco de aquel Wheels of Fire de 1968.




Nos vamos acercando a la recta final del programa de hoy y para cerrar esas Visiones de Exceso nos quedamos con un tema que tiene la participación de Arto LindsayLindsay, exponente de la No Wave neoyorkina, compañero de Fier en el grupo The Lounge Lizards, pone su guitarra y su voz en Only One Party.


Arto Lindsay, que en los 80 formó el trío DNA, exponente de aquella No Wave que se fraguó en la Gran Manzana, que tocó la guitarra en la banda del saxofonista John Lurie, The Lounge Lizards, y a quien el Cíclope le dedicó el primer martes de cada mes para escuchar su discografía completa (Especial Arto Lindsay entre los meses de septiembre a diciembre del año 2017), también interviene en el segundo álbum de The Golden Palominos, de una forma menos activa de lo que fue su trabajo en el primer álbum, pero colaboración siempre llamativa como es cualquier trabajo donde aparezca.  De las últimas intervenciones que ha realizado está la de haber producido el álbum aparecido en 2020 Mente, de su amigo el músico brasileño Thiago NassifLindsay toca la guitarra, y de qué forma, en composiciones como la que rescatamos del disco de Nassif, un tema titulado Feral Fox.








   





Thiago Nassif
, guitarra eléctrica, sintetizador...y más



Los minutos finales del espacio de hoy los ocupan Anton Fier en solitario.


En solitario, lo que hace Fier se asemeja más al sonido de los primeros The Golden Palominos.  Se rodea de dos cantantes japonesas relacionadas con las formas más vanguardistas, Hiromi Moritani, conocida artísticamente como Phew, y Kazu Makino.  En las guitarras están Brian Patrick Carroll, alias Buckethead y William Earl Collins, conocido como Bootsy CollinsDreamspeed se publicaba en 1993, en el año 2003 se reeditaba compartiendo espacio como Dreamspeed/Blind Light doble CD que recogía también un trabajo del año 1994, Blind Light, con la participación de antiguos compañeros de los comienzos de Golden PalominosBill Laswell en la guitarra bajo y Nicky Scopelitis en la guitarra eléctrica, además de otros músicos.  Con dos cortes de aquel Dreamspeed terminamos.


Espero que te guste el programa.





miércoles, 7 de abril de 2021

Cíclope 3.0 - 06-04-21 - Especial Magazine # 4







Cíclope 3.0 del martes 6 de abril de 2021.  Primer martes de mes, Especial Discografía, hoy con la cuarta entrega del Especial Magazine comenzando con su quinto álbum y último...por el momento porque, quién podría asegurar que, cuando se publicó Magic, Murder and The Weather en 1981, la banda que se disolvía antes de que el disco viera la luz iba a volver a grabar 30 años después.  Pero por aquel entonces, el quinto trabajo de Magazine significó el testamento del grupo.

Con producción de Martin Hannett de nuevo (ya había estado detrás del sonido del álbum de 1980 The Correct Use of Soap), el último disco de Magazine es un disco triste por lo poco que se puede extraer de su contenido.  Howard Devoto echa de menos el apoyo, la labor participativa en la composición de los temas por parte de John McGeoch que abandonó el seno de la banda tras la edición del LP El Correcto Uso del Jabón.  En su momento fue sustituido por el guitarrista Robin Simon pensando, sobre todo, en la gira que estaba fijada para promocionar el disco en cuestión.  Cubrió el expediente como buen profesional como muestra en el álbum Play que recoge en vivo parte de la gira realizada por el grupo.  Pero hacía falta alguien más participativo, alguien que no sólo tocara la guitarra sino que contribuyese creativamente hablando.  Simon fue sustituido por Ben Mandelson, antiguo compañero de estudios de Devoto en la Escuela Politécnica en Bolton.



Ben Mandelson


Poco duró el efecto de los cambios porque, a regañadientes, Devoto acabó una serie de canciones para incluirlas en un nuevo trabajo del grupo que era un barco que hacía aguas.  El proyecto Magazine tenía las horas contadas y un buen día Devoto dijo que se acabó, que abandonaba la idea del grupo y adiós.  Barry Adamson, guitarra bajo, se posicionó: si Devoto se iba él también.  El teclista Dave Formula suscribió las palabras de su compañero y el batería, John Doyle, recogió sus tambores y platos porque para quedarse solo, para eso, se buscaba la vida en otra parte.  Magic, Murder and The Weather se publicó en el mes de junio de 1981 pero Magazine ya no existía.  No hubo posibilidad de giras para promocionar el disco y, para colmo, era un álbum frío, con muy pocos momentos brillantes.  La publicación pasó sin pena ni gloria y de la banda quedaban tan solo un racimo de buenos recuerdos.  Y a pesar de todo, el Cíclope extrae tres temas de ese disco, tres canciones de las que una brilla con ese resplandor característico del grupo, el tema The Great Man's Secret, una de esas composiciones que conectan con los mejores momentos de la banda.


Dos años después de la separación de Magazine, Howard Devoto publicaba un disco que parecía iba a ser la primera muestra de una labor en solitario por parte del compositor y cantante pero que, en verdad, se quedó en una muestra de lo que era capaz de hacer.  Devoto siempre ha sido algo difícil de vincular musicalmente hablando.  Jerky Versions of The Dream fue una colección de canciones basadas más en la música Pop que lo que había mostrado hasta el momento ya fuese con Buzzcocks o con Magazine.  Todas las canciones presentan el característico canturreo del vocalista, una desconcertante mezcla de seducción y amenaza caustica.  Las letras de sus canciones siguen estando salpicadas de alusiones poéticas a la política, alusiones a cuestiones personales y aspectos sociales.  Se sacaron dos singles del LP: el primero, como tarjeta de presentación, fue Rainy Season, una bien estructurada canción Pop que se vió refrendada por la edición de un segundo sencillo, Cold Imagination.  Pero el disco, al completo, arroja un resultado un tanto insatisfactorio, tanto que Devoto no volvió a sacar nigún otro disco firmado con su nombre y apellido.  Los créditos de este Versiones Espamódicas del Sueño recogen la participación de dos antiguos compañeros de Magazine: Barry Adamson en la guitarra bajo y Dave Formula en los teclados y especialmente en el piano, con quien compone a medias un par de cortes del álbum.  La guitarra eléctrica la maneja Alan St. Clair, guitarrista que tocaría con Spear of DestinyDevoto, además de cantar y componer, toca, ocasionalmente, la guitarra eléctrica.  Pero es St. Clair el titular del instrumento.  El disco veía la luz en 1983.


En 1984 aparecía el primer ejercicio del laboratorio musical This Mortal Coil, un proyecto dirigido por Ivo Watts-Russell, jefe del sello discográfico independiente escocés 4AD que ideó un grupo elástico, sin componentes fijos, que participarían en la elaboración de discos donde desde la carpeta hasta el contenido, todo era puro diseño de belleza.  De las carpetas de los discos se encargarían el equipo de diseño conocido con el nombre de 23 Envelope, responsables de la mayoría de portadas de los vinilos que editaba la 4AD.  It'll End in Tears fue el primer trabajo de This Mortal Coil que reunía bajo su paraguas a miembros de grupos, solistas, identificados con el sello escocés.  Y también invitados que, si bien no pertenecían a la discográfica, sí encuadraban perfectamente con una de las metas del proyecto: realizar versiones de canciones ya publicadas y hacerlas completamente diferentes a las originales.  Lo primero que se publicó de TMC fue un MaxiSingle con un tema estrella: Song to The Siren, original de Tim Buckley, interpretada por dos de los miembros de Cocteau Twins, Elizabeth Fraser en la voz con el acompañamiento de guitarra y efectos de Robin Guthrie.  El álbum incluye versiones de temas originales firmados por Colin Newman, Roy Harper y Alex Chilton.  De este interpretan dos temas, uno de ellos es Holocaust, una canción que Chilton grababa en 1975 con su proyecto Big Star.  Para la ocasión, Watts-Russell invitó a Howard Devoto para que cantara la versión del tema original de Chilton.  El resultado es conmovedor: Devoto canta con ensimismamiento, sin un ápice de ese sesgo irónico que le caracterizaba anteriormente, acompañado por un cuarteto formado por violín, viola, violonchelo y piano.

Esa colaboración con el proyecto This Mortal Coil es de 1984.  Durante los siguientes dos o tres años Devoto participará en actuaciones en vivo de Buzzcocks subiendo al escenario para interpretar alguna canción con sus antiguos compañeros y no perderá el contacto con Pete Shelley, colíder junto a él de la banda.  No perder la sintonía con Shelley va a ser fundamental porque con él la colaboración creativa estuvo siempre viva no sólo en Buzzcocks sino inclusive con Magazine donde Shelley escribió a medias con Devoto canciones del primer LP del grupo, temas como Shot By Both Sides y The Light Pours Out of Me.  El otro pilar donde Devoto se apoyaba fue la creatividad de John McGeoch, en otras aventuras musicales por aquellas fechas.  No perder el contacto con Shelley fue algo fundamental porque gracias a esa relación Devoto iba a conocer a un guitarrista que se iba a convertir en una auténtica revitalización en las labores creativas del que fue líder de Magazine.  Ese guitarrista era otro que Norman Fisher-Jones, conocido por el apodo de Noko.


Noko es un músico multiinstrumentista inglés, compositor y productor que ha pasado por formaciones como The Pete Shelley Group tocando la guitarra eléctrica o la guitarra bajo en The CureDevoto entró en contacto con él a través de Shelley, hubo empatía entre ambos y en poco tiempo la simpatía fructificó en una dinámica de trabajo que resplandecía cuando unían sus talentos creativos.  Devoto había encontrado a alguien con quien podía seguir haciendo música y así surgió el punto de fuga desde el que se inició un nuevo proyecto que se llamó Luxuria.



Howard Devoto
y Noko, Luxuria

Lujuria, en inglés, se escribe Lust.  La lujuria, en el marco de la moral sexual, es el deseo desordenado e incontrolable.  El significante tiene una raíz que viene del latín, luxus, abundancia, exuberancia, que indica que existe un sentido no sexual de la lujuria y que conecta, hace referencia a un deseo apasionado de algo, por algo, y no necesariamente relacionado con la lascivia.  Así lo entendieron en la Edad Media donde se utilizaba el término Luxuria para diferenciarlo de Lujuria que, como sabrás, es uno de los pecados capitales para la Iglesia Católica.

Así que Devoto, estudiante de Humanidades y Filosofía, escoge el nombre de Luxuria para esta nueva aventura junto al músico Norman Fisher-Jones.  Grabaron dos álbumes de estudio y uno en directo, no les hizo falta más para dejar constancia de buen, magnífico hacer en la música.



  


 
  


 

 
   

  















Dos diseños de portada distintos para el mismo disco, Unanswerable Lust fue el disco que grababan en 1988, para muchos el más accesible de los dos que dejaron, sin contar el grabado en vivo.  Personalmente me quedo con los dos grabados en estudio porque el primero por ser el primero y el segundo por ser el segundo, los dos, merecen la pena con creces.

Lujuria incontestable presenta unos créditos con nombres poco reconocibles, músicos e intérpretes de diferentes instrumentos relacionados con el mundo de los músicos de sesión.  En el disco hay dos composiciones escritas a medias entre Howard Devoto y su antiguo compañero Barry Adamson, un par de canciones escritas con anterioridad a la formación de Luxuria y que Devoto, después de pedirle permiso a Adamson, incluye en el primer álbum del nuevo proyecto.  Serán canciones que escucharemos en la próxima entrega del Especial Magazine porque en la edición de hoy, cerrando el programa, vamos a quedarnos con tres temas del primer LP de Luxuria.  Lo dejamos ahí en puntos suspensivos y seguiremos con el Especial Discografía en el mes de mayo.


Espero que te guste el programa.


Enlace:

https://www.radio.tomares.es/blog/ciclope-30-06-04-21 




miércoles, 31 de marzo de 2021

Cíclope 3.0 - 30-03-21


Ángeles Fumando


Cíclope 3.0 del martes 30 de marzo de este año 2021.  Antes de entrar a comentar el programa de hoy, ¿a qué te recuerda esa foto de cabecera, esos Ángeles Fumando?  



Efectívamente, a la ilustración de una carpeta de Black Sabbath, el LP Heaven and Hell de 1980, realizada por el diseñador norteamericano Lynn Curlee.






No sé si Curlee conocía la foto antigua.  Puede que sí porque las coincidencias son extraordinarias.  Sea como sea, se nos antojó utilizarla de cabecera que, por cierto, no sé a quién se debe la foto original, su autor o autora.

Anécdotas aparte entramos en la música que suena en la edición de Cíclope 3.0 de hoy que comienza con ímpetu y energía con una banda, un sexteto original de la capital de Finlandia, Helsinki, y que responden al nombre de Underwater Sleeping Society.



 
 

Capitaneados por Jussi Hietala (primero por la izquierda en la fila superior de la foto) se reunieron en 1999 y grabaron por primera vez en 2001.  Entre ese año y 2016 tienen en su haber seis discos.  El Cíclope rescata el álbum del año 2008, The Dead Vegas, y reseña dos temas: ese impetuoso Saw You At My Funeral con el que hemos comenzado y Body Blues.  De ellos hace cinco años que no se tiene noticia alguna, pero lo mismo un día de estos vuelven a la carga.




Del ayer más inmediato al hoy más actual con una banda muy apreciada por el Cíclope, los irlandeses God Is An Austronaut.




Irlanda se siente orgullosa de contribuir a la exportación del rock del siglo XXI teniendo a unos paisanos como ellos.  Dios es un Astronauta, la banda formada en 2002 por los hermanos gemelos Kinsella (las dos figuras del centro de la foto) , Torsten, guitarra eléctrica, voz y teclados, y Niels, guitarra bajo y guitarra eléctrica, sacaron el nombre del grupo de una cita de la película de 1990 Razas de Noche (Nightbreed) dirigida por Clive Barker.  El primer disco porque prometían, el segundo porque también era bueno, y así hasta el último, el que hace número 10 en su discografia, aparecido el 21 de febrero de este año en curso, escuchar a God is an Astronaut siempre es confortante.  El Cíclope extrae un par de canciones de Ghost Tapes # 10, su nuevo trabajo que recoge, una vez más, el buen hacer de estos irlandeses.





En la misma estantería donde se ponen los discos de God is an Astronaut también se pueden colocar la banda que suena a continuación, un grupo de nombre curioso: ...And You Will Know Us By The Trail Of Dead.


Una interesante y poderosa combinación de furia Punk y un Rock Progresivo ambicioso, eso puede definir el perfil de esta banda norteamericana original de Austin, Texas.  Un crítico de música les auguró un futuro nefasto con ese nombre porque de comercial no tenía, ni tiene, nada.  Pero es que los músicos del proyecto en cuestión no se plantearon nunca escalar los Hit-Parades porque la conciencia de la no comercialidad de su música era algo que ha tenido siempre claro, transparente y diáfano como la luz del día.  A veces, cuando comenzaron, se hacían llamar Trail of Dead, abreviando el nombre, o utilizaban el acrónimo AYWKUBTTOD, formado por la primera letra de cada palabra del nombre.  Pero les daba igual, qué demonios.  ¿Y el nombre, por cierto?  ¿De dónde lo habían sacado?  Ellos mismos contaron en una entrevista que lo habían tomado de un antiguo canto ritual maya que tiene un gran parecido con otro canto, también antiquísimo, un canto ritual de origen egipcio.  Es la típica respuesta cansada para una pregunta demasiado habitual, impostura que adopta el aburrimiento en las clásicas entrevistas de promoción.
El grupo vio la luz a finales del año 1994 con Jason Reece en las guitarras eléctricas, voz y batería y Conrad Keely, guitarras eléctricas, voz y batería.


Conrad Keely

 


















Jason Reece















Ambos se conocieron en Hawai y pasaron a establecerse durante meses en Olympia, Washington.  La empatía entre ambos fue tejiendo el tapiz sobre el que descansaban ideas para canciones, estructuras de sonido, y con el sueño en los ojos volvieron a su Austin natal, dispuestos a encontrar a quien estuviera en disposición de entrar a formar parte del proyecto.  Porque estaba claro que necesitaban la colaboración de otros músicos para poder concretar el trabajo.  Pasaron a ser un cuarteto que les permitió concentrarse a cada uno en su labor instrumental y a lo largo de los años finales del siglo pasado se mostraron como unos feroces iconoclastas, con actuaciones en vivo donde acababan destruyendo los instrumentos, pateando los amplificadores y retorciendo los micrófonos.  A medida que avanzaron los años fueron refinando gradualmente sus formas y estilo sin perder nada de su pasión musical.  Cerrando el siglo XX sus actuaciones en vivo se fueron traduciendo en unos manifiestos más controlados y pulidos, creando un espectro de Rock Alternativo de los más épicos de principios de la primera década del siglo XXI, una época en la que el Rock Épico no estaba precisamente de moda.  Grabaron por primera vez en 1997 y desde entonces todo lo que han hecho es, como mínimo, interesante.  A veces, en vivo, amplían la formación a quinteto.  O más miembros.


...And You Will Know Us By The Trail Of Dead
 sobre el escenario, en una de sus actuaciones


El año pasado, el 17 de enero, antes de la declaración de la pandemia de la COVID-19, lanzaban el álbum X: The Godless Void and Other Stories, un trabajo en el que nos vamos a detener para escuchar unas tres composiciones que, creo, merecen la pena.




En la recta final del programa de hoy rescatamos momentos de música sin palabras, música instrumental de la mano de un grupo que ha sonado en otras ocasiones y que tienen nuevo trabajo.  Desde Barcelona llegan los sonidos de Exxasens.





La idea de Exxasens se forma en la cabeza de Jordi Ruiz (en la foto anterior en el centro) allá por el año 2007.  Rock instrumental basado en el sonido de poderosas guitarras eléctricas.  Una de esas guitarras está en manos del fundador, que dirige el viaje sonoro de un proyecto que grabó por primera vez el año 2008 cuando se publica Polaris.  Este año 2021 la banda publica Polaris XXI que no es otra cosa que aquel primer álbum pero vuelto a grabar, a mezclar, para conseguir un resultado francamente brillante.  No es que hayan tomado el master original y lo hayan remasterizado, no, han vuelto a grabar los 10 temas originales para dotarlos de una amplitud de sonido, de una profundidad que no tenían entonces, a pesar de que sonaban muy bien.  Un par de cortes de esta nueva versión de Polaris debidamente rebautizada como Polaris XXI, en alusión al nuevo siglo y los nuevos tiempos.




El cierre final lo ponen unos paisanos de ...And You Will Know Us By The Trail Of Dead porque Explosions in the Sky también son de Austin, Texas.




Rock potente, sin palabras, instrumental es el que hace esta banda que han pasado otras veces por Cíclope 3.0 y que hoy suenan en la recuperación de un disco suyo del año 2016, su último álbum por el momento.  El título, The Wilderness y el tema Logic of a Dream.  Y con la lógica de un sueño el Cíclope se despide hasta la semana que viene.



 

Espero que te guste el programa.


Enlace:

https://www.radio.tomares.es/blog/ciclope-30-30-03-21